Si trabaja en Recursos Humanos quizás esté acostumbrado a las típicas respuestas con las que se deshacen de las típicas preguntas que lanza pero ¿y si cambia de tercio? He aquí algunos ejemplos recogidos por BBC Mundo, sobre las respuestas a las preguntas más raras en una entrevista de trabajo.

Si le preguntaran, “¿Cuántas monedas podría meter en esta habitación?”, probablemente su reacción sería muy similar a la del nervioso entrevistado.

El postulante inmediatamente empezó a calcular y, tras más o menos un minuto, anunció una cifra aproximada. No lo contrataron.

Lo que el banco quería era alguien que saliera con cualquier respuesta pero que la expresara con tal confianza que sonara como que podía convencer a los mercados de que lo que sea que dijera era correcto. Es un ejemplo de la nueva estrategia que siguen las compañías para poner a prueba a los candidatos. El aumento de la competencia es la razón principal.

– “¿Cómo metería a una jirafa en una nevera?”

– “Para poder contestar, ¿me puede dar más detalles? Por ejemplo, ¿qué tan grande es la jirafa? ¿Cuán grande es la nevera? ¿Estamos en un país en el que es legal matar a una jirafa? Si la jirafa puede morir, para que quepa en la nevera habría que sacar el resto del contenido que esté adentro y tendría que usar las herramientas que tenga a disposición para asegurarme de que cabe. ¿Qué herramientas tendría para trabajar en este espacio?”

Esta pregunta se la hicieron a un postulante a operador de ventas en un banco de inversión en el centro financiero de Londres, para probar las habilidades creativas del candidato, incluyendo cómo puede enfrentar desafíos difíciles y hasta inusuales, así lo asegura Rusty Rueff, experto en carreras de la web de empleos, Glassdoor.

– “¿Preferiría pelear contra un pato del tamaño de un caballo o 100 caballos del tamaño de patos?”

– “Me imagino que ambos podrían matarme pero en primer lugar consideraría cuán agresivo puede ser cada animal. Los caballos pueden patear y morder y, aunque serían pequeños, si me persiguieran tantos, no tendría escape”.

Esta pregunta se la hicieron a un candidato para ser mercader de carga seca a granel en una compañía minera en Londres. ¿El motivo? Poner a prueba su razonamiento deductivo.

– “¿De cuántas maneras puede encontrar una aguja en un pajar?”

– “Podemos encontrar lo que podemos ver. En este caso, ¿qué tal si iluminamos el pajar de un color que haga que la aguja sea más visible? Diferenciar entre el plateado y el dorado de la paja es difícil pero si pudiéramos hacer que la paja se vea verde, azul o púrpura, el plateado de la aguja sería más obvio. Lo importante es encontrar una alternativa distinta para poder encontrar una solución”.

A esta pregunta tuvo que responder el aspirante al cargo de jefe de programadores de lenguaje Java para un banco internacional. ¿La razón? Poner a prueba su habilidad para resolver problemas creativamente.

– Si ganara un millón de dólares, ¿qué haría con el dinero?

– “Mientras que definitivamente sería emocionante ganar un millón de dólares, me gustaría considerar todas mis opciones y saber cuál sería la carga impositiva sobre esa cantidad antes de pensar en cómo distribuir los fondos.

Algunas de las opciones que consideraría serían cómo invertir el dinero, cuánto podría donar a instituciones benéficas y cómo podría usar una porción para celebrar. Pero no se preocupen: en todo caso vendría a trabajar el lunes”.

Esta pregunta se la hicieron al postulante de una firma de contabilidad para probar tanto su sentido práctico como sus habilidades para planear a largo plazo.

– “¿Cómo le explicaría Facebook a su abuela?”

– “Primero, es importante que les diga que conozco bien a la audiencia en este caso. Mi abuela usa Internet y sabe que son los sitios web pero no entiende nada de redes sociales. Así que le diría: ‘Abuela, yo sé que te fascina mantenerte en contacto con tus amigos y familia, y sé que te gusta usar Internet para encontrar información nueva… Hay una web que se llama Facebook que te permite encontrar y mantenerte en contacto con tus amigos y familia a través de Internet. Además puedes seguir a compañías y organizaciones que te gusten, para enterarte de novedades y productos nuevos. ¿Tienes tiempo para que te enseñe?

Esta pregunta se la hicieron a un aspirante a ejecutivo de ventas en una compañía de software para ver si el candidato podía explicar una idea de forma comprensible y relevante.